27 de agosto de 2020

Ensalada templada de judías y gambas

 Últimamente me estoy convirtiendo en una seguidora de las ensaladas, (para mi sorpresa) y es que poco a poco intento cambiar mi forma de pensar y viendo que no es un plato del todo aburrido, si no uno que admite un montón de variedades.

Esta que traigo hoy, particularmente me encantó, y es que todo lo que sea ensalada templada, suena muy bien, y a mi me sabe aún mejor, sin duda, yo es que soy de cocina caliente.


Con una cebolla macerada que es sensacional, y a partir de ahora estará en mi nevera siempre, y muchos ingredientes que a cada cuál le da un toque aún mejor.


Esta receta es un nuevo robo para el reto #AsaltablogsImPrevisible y viene directo desde la deliciosa cocina de Blanca de Menjar a Cala Blanca.


¡Espero que os guste!







(2 pax)
INGREDIENTES:


Para la cebolla macerada:
  • 1 Cebolla morada
  • 75 ml de AOVE
  • 25 ml de vinagre de vino
  • Especias y hierbas aromáticas: C/s de orégano


Para la ensalada:
  • 400 g de judías verdes
  • 8 Gambones
  • C/s de tomates cherry
  • 1 Aguacate
  • AOVE
  • Sal y pimienta



PREPARACIÓN:

Un par de días antes de la preparación de la ensalada, vamos a encurtir la cebolla.
Cortamos en rodajas finas por la parte horizontal de la cebolla, de manera que salgan los círculos completos.

Disponemos en un tarro que tenga cierre hermético.
Añadimos el orégano al gusto.

Agregamos el AOVE.

Y también el vinagre.
Cerramos, mezclamos y dejamos macerar durante al menos 24 h. Es importante consumirlo en una semana.

Cuando vayamos a hacer nuestra ensalada, cocemos las judías verdes en agua hirviendo con sal durante 10 minutos.
Colamos y reservamos.

Pelamos y troceamos el aguacate, agregamos sobre las judías verdes.

Pelamos los gambones. Poner en una sartén con aceite las carcasas y cocinar durante un par de minutos para que suelten la sustancia. Chafamos sobre un cuenco en un colador para soltar todo su jugo. Mientras tanto, en la misma sartén, cocinamos los gambones.

Una vez que estén al punto, disponemos en la misma ensalada.

Escurrimos la cebolla encurtida.

Y agregamos a la ensalada también, junto con los tomates cherrys. Salpimentamos y aliñamos con el aceite de oliva y el jugo de los gambones.

Llevamos de inmediato a la mesa, mientras las judías y los gambones estén aún calientes.
Éste es el resultado final de nuestra ensalada templada de judías y gambas.

¡Qué aproveche!




Una ensalada deliciosa, rápida, sencilla y sobre todo muy vistosa. Si te gusta esta o cualquiera de mis recetas y la preparas, sube una foto mencionándome en cualquiera de mis redes sociales o bajo el hastagh #AndreítaComeDeTodo para así poder ver lo bien que te ha quedado 😊

1 comentarios:

  1. Gracias, bonita!
    Que ilusión :-)
    Las ensaladas son lo mejor. Fáciles de hacer, rápidas y encima admiten casi todos los ingredientes y combinaciones imaginables.
    Me alegra mucho que os gustara.
    Nos vemos pronto robando por estas cocinas ;-)
    Un beso,

    Blanca

    ResponderEliminar

¿Quieres preguntarme algo o dejarme algún comentario? ¡Éste es el lugar!
¿Tienes alguna duda, consulta o sugerencia? Puedes hacerlo en cualquiera de mis redes sociales: google+, facebook y twitter.
Me encantará leerte, y te responderé lo antes posible.

Muchas gracias por visitarme! :)

© Andreíta come de todo