28 de octubre de 2022

Puchero andaluz

 El cocido tiene muchísimas variantes, dependiendo de por dónde te muevas en toda la geografía española. Hoy vamos a centrarnos en la versión andaluza, que tiene alguna particularidad que lo hace único.


Y es que aunque tiene muchas similitudes con el cocido madrileño en cuanto a ingredientes, la forma de presentar todas las carnes, bien picadas y mezcladas, dando lugar a la afamada pringá, lo hace diferente. De esta manera se aprovechan mucho más las porciones que de otro modo quedan relegadas.

Se sirve en dos vuelcos. El primero consta de la sopa de puchero, que se puede hacer con arroz o fideos, acompañados de los garbanzos con verduras y aromatizado en cualquiera de los casos con hierbabuena, que le aporta un toque imprescindible. Y el segundo es la pringá, bien acompañada de pan para que cada uno la tome al gusto y así poder hacer el típico montadito.



¡Espero que os guste!




Con esta receta participo en:

En el reto tus recetas, dónde hacemos un plato usando como norma principal, un ingrediente elegido a votación que haya pasado por un proceso de elaboración y envasado, como son los garbanzos en conserva que tras la selección, se escaldan, se embotan y se esterilizan  aplicando unos parámetros de presión, temperatura y tiempo para conseguir el punto de cocción necesario. Tras este paso pasan a la sala de etiquetado.
Podéis ver todas las recetas que hemos hecho con ellos en: Reto tus recetas: Garbanzos en conserva.





(4 pax)
INGREDIENTES:
  • 1 Bote de garbanzos castellanos cocidos
  • 2 Patatas medianas
  • 3 Zanahorias
  • 1 Trozo de tocino
  • 2 Chorizos
  • 1 Hueso de jamón
  • 1 Muslo de pollo
  • 1 Trozo de jarrete de ternera
  • 1 Trozo de espinazo de cerdo
  • C/s de arroz bomba
  • Especias y hierbas aromáticas: C/s de hierbabuena



PREPARACIÓN:

En la olla a presión, disponemos los huesos y carnes del cocido junto con las patatas y la zanahoria.
Habitualmente también se suele añadir apio, nabo y puerro, y si se desea, calabaza, aunque a la hora de servirlo, se suelen desechar por lo que yo los he obviado.
A medida que vaya subiendo de temperatura, saldrá una espuma a la superficie, la retiramos y dejamos que llegue a ebullición.

Entonces, cerramos la olla y cocemos durante 25 minutos aproximadamente.
Pasado el tiempo, se verá así.

Separamos los ingredientes, dejando por un lado las verduras, por otro las carnes y en otro el caldo de la cocción, en el que normalmente habríamos cocido los garbanzos también, pero en esta ocasión los usaremos en conserva.

Abrimos los garbanzos, escurrimos y lavamos bajo agua.
Disponemos caldo de la cocción junto con los garbanzos y llevamos al fuego para que calienten. Agregamos un poco de arroz y cocinamos hasta que esté en su punto.

Mezclamos junto con las verduras que habremos troceado.

Por otra parte, servimos la pringá que son las carnes del cocido que hemos cocido previamente, desechando todos los huesos y troceando todo muy menudo, que se sirve aparte para  hacer un aperitivo con las sobras de la carne del puchero.

Servimos en un plato el puchero.

Y acompañamos de la pringá, llevándolo a la mesa cuando aún esté todo bien caliente.

Éste es el resultado final de nuestro puchero andaluz.

Podemos servir todo junto para que se mezclen todos los ingredientes.

¡Qué aproveche!



Comienzan los guisos calientes para el invierno. 

Si te gusta esta o cualquiera de mis recetas y la preparas, sube una foto mencionándome en cualquiera de mis redes sociales o bajo el hastagh #AndreítaComeDeTodo para así poder ver lo bien que te ha quedado 😊

Seguir con la receta

© Andreíta come de todo