11 de abril de 2016

Fresas {marinadas} con nata

Una de las recetas más sencillas y que más gustan a la gente. 
Dignas de las escenas más tórridas de muchas películas y series, ya que parece considerado como el postre ideal para sorprender a la pareja... Aunque la verdad, a mi me recuerda a las fresas que recogemos poco a poco de la huerta de los abuelos de mi chico, cuando el verano ya está encima, y las tomamos para merendar.
Para su elaboración no hacen falta grandes cosas, sólo hay que conseguir unas fresas de temporada que estén buenas, y ya está casi todo hecho. Si es verdad, que también la nata influye mucho, a mi para éste postre, la que más me gusta es la nata montada en casa, con el punto de azúcar ideal, nada de sprays.
Aunque en mi caso, le aporto un paso más. Hago un marinado en el que sumerjo las fresas, haciendo que su sabor se potencie agradablemente, si probáis, ya me contaréis.
¡Espero que os guste!






INGREDIENTES:

- 500 g de fresones
- Agua
- Pimienta recién molida
- 1 Chorro de vinagre de manzana
- 150 ml de zumo de naranja
- 2 cdas de azúcar
- 200 ml de nata para montar
- 50 g de azúcar



PREPARACIÓN:

Conseguimos unas fresas de tamaño medio, que sean parecidas unas a otras.
A la hora de escogerlas , tenemos que cogerlas que brillen y tengan su piel tersa.

Con ayuda de un cuchillo, les quitamos el rabito.

Después lo cortamos verticalmente en dos partes, haciendo de cada fresa, cuatro trozos.
Las vamos poniendo en un bol con agua, para que limpien los restos de suciedad que puedan tener.

Dejamos unos minutos, y cuando el agua empiece a teñirse de rojo por los pigmentos de las fresas, pescamos éstas.

Y las ponemos en una fuente bien escurridas.

Agregamos pimienta molida, un poquito para darle un toque.

Agregamos el chorrito de vinagre.
Gracias al vinagre, los jugos de la fresa saldrán más rápidamente.

Añadimos el zumo de naranja.

Después agregamos el azúcar.

Con ayuda de una cuchara, mezclamos.
Dejamos en la nevera. Cuantas más horas más bueno estará. Además como quedarán sumergidas en el líquido se conservarán mejor.

Inmediatamente antes de consumir, disponemos en el bol del robot de cocina la nata para montar.
Con ayuda de las varillas montamos. Una vez empiecen a notarse las aspas en la nata, agregamos el azúcar. Terminamos de montar.

Disponemos la nata en una manga pastelera con boquilla rizada del nº 12.

Yo, voy a emplatar en una copa.
Primero pongo una capa de nata montada, haciendo una especie de espiral en el fondo de ésta, subimos por los bordes de la copa, dejando hueco de nata el interior.

Con ayuda de una espumadera, sacamos las fresas y las colocamos sobre la nata.
Si se desea, se puede poner un poco de reducción de vinagre de módena por encima, le da un toque sensacional a la mezcla.

Éste es el resultado final de nuestras fresas con nata.
El líquido del marinado, lo podemos usar como zumo, o con alguna otra fruta, para hacer un batido.

Cucharada a cucharada, el postre perfecto.
¡Qué aproveche!



Si te gusta ésta o cualquiera de mis recetas, y la preparas, sube una foto a las redes sociales para poder ver lo bien que te ha quedado.
Etiquétame en Facebook, Twitter, Google + , Pinterest, o Instagram, bajo el hastagh #AndreítaComeDeTodo.

4 comentarios:

  1. Deliciosas sin lugar a duda y perfecto marinado en el que junto a su nata a debido estar autenticamentes deliciosas. Besos de la Cocina del Titi

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo estaban!!! Ya no queda nada de nada!!!! Es un postre taaaaaaan rico!
      Muchas gracias!

      Eliminar

¿Quieres preguntarme algo o dejarme algún comentario? ¡Éste es el lugar!
¿Tienes alguna duda, consulta o sugerencia? Puedes hacerlo en cualquiera de mis redes sociales: google+, facebook y twitter.
Me encantará leerte, y te responderé lo antes posible.

Muchas gracias por visitarme! :)

© Andreíta come de todo

Diseñado por: Patricia Becerra -Las Cosas de mi Cocina-