8 de diciembre de 2015

Crema de col lombarda

Raro es encontrarme a mí por aquí en días festivos o fines de semana...
Pero como os conté un par de entradas atrás, reservaré las recetas de éste mes especialmente para las fechas que se aproximan, y es que ¡Tenemos las Navidades encima ya!
Una idea para el primer plato de muchos menús navideños puede ser ésta crema de col lombarda.
A éstas alturas del año es cuando se da esta hortaliza, cuando mejores propiedades organolépticas tiene. Además de eso, yo creo que es por el color, pero pega muy bien en la mesa para estos días.
Además, lo bueno que tiene esta receta, es que para esas comidas o cenas puedes tenerla hecha del día antes, y ocuparte de preparar otras cosas... Pero ¡ojo! el atractivo color morado se va degradando con el paso del tiempo.
Es súper facilita de hacer, lo único requerido para ello, es que te guste la lombarda, jejeje.
A mí me encanta, siempre la había hecho rehogada como en la receta de Lombarda con manzanas y bacon, y la verdad cambia mucho el sabor de una forma a la otra.
No me creeréis, pero a mi chico y a mi nos pareció que así perdía mucho y no se notaba ese característico sabor de la lombarda. De todas maneras, probarlo, y me contáis, que cada paladar es un mundo. 
¡Espero que os guste!






(2 pax)
INGREDIENTES:

- 1/2 Col lombarda pequeña
- 1/2 Puerro
- 1/2 litro de caldo de carne
- Aceite de oliva
- Sal
- Nata líquida
- 1 Rebanada de pan de molde



PREPARACIÓN:

Lavamos bien el puerro, y lo cortamos en rodajas.
En la olla exprés con un chorrito de aceite de oliva a fuego medio, lo doramos removiendo durante cinco minutos.

Añadimos la col lombarda pasada por agua y cortada en trozos medianos.

Salamos.

Agregamos el caldo de carne.

Cerramos la olla y cocemos durante el tiempo estimado en el libro de instrucciones de la misma.
En mi caso, a presión baja durante 10 minutos.

Pasado el tiempo, estará completamente cocida.

Pasamos a pocos las verduras al vaso de la batidora, y trituramos.
Lo mejor es añadir las verduras casi secas, e irles agregando agua de la cocción para probar cómo nos queda la textura.

Después pasamos por un colador o chino las verduras trituradas, para que la crema quede aún más fina. Lo hacemos directamente sobre una cazuela.

Hacemos ésto con el resto del triturado hasta acabarlo.
Ponemos la cazuela al fuego, y le damos un último hervor removiendo para que todo se ligue.

Con ayuda de un cucharón, servimos en un cuenco.
Éste es el resultado final de nuestra crema de lombarda.

Ahora si queremos, agregamos un poco de nata líquida que le aportará más cremosidad.
Lo podemos hacer directamente sobre la tartera, para hacerlo en el conjunto, pero yo para hacerlo más estético lo he hecho de ésta otra manera.
Sorbemos con una jeringuilla un poco de nata líquida, y le damos ésta forma.

Después con ayuda de un palillo, cortamos los círculos de fuera a dentro, y de dentro a fuera intercaladamente para darle ésta forma.

Por último, como adorno comestible, he hecho un picatoste con forma de estrella para darle un toque más navideño. Con un cortapastas le he dado forma, y lo he dorado en una sartén con mantequilla al fuego.

 Así es como se ve cuando cogemos una cucharada.
¡Qué aproveche!

0 comentarios:

Publicar un comentario

¿Quieres preguntarme algo o dejarme algún comentario? ¡Éste es el lugar!
¿Tienes alguna duda, consulta o sugerencia? Puedes hacerlo en cualquiera de mis redes sociales: google+, facebook y twitter.
Me encantará leerte, y te responderé lo antes posible.

Muchas gracias por visitarme! :)

© Andreíta come de todo

Diseñado por: Patricia Becerra -Las Cosas de mi Cocina-